¿Cuántas veces has visto en la tele, en series y en películas, las molestias que genera una mudanza?

A veces en estos espacios, hay mudanzas que salen bien, como las de nuevos vecinos en barrios residenciales, y mudanzas que son un desastre y que no solamente generan dolores de cabeza a las personas que se mudan, sino a los vecinos.

Y es que una mudanza puede ser un verdadero infierno si no se hace bien: pueden romperse cosas por el camino, es muy posible que durante el traslado de un sitio a otro se pierdan objetos, algunas veces de mucho valor. Esto significa que, en vez de un posible muy buen recuerdo tengamos la sensación de que la mudanza en Barcelona que hicimos fue una de las peores cosas que hemos hecho en nuestra vida.

Hay personas que piensan que una mudanza se puede hacer fácilmente, y se embarcan en el proyecto ellas solas, sin contar con que para llevar muebles de un lado a otro puede no ser suficiente el coche. Necesitan una empresa de transporte de muebles en Barcelona, y no conocen las ventajas que puede tener hacer la mudanza usando una empresa de mudanzas económicas en Barcelona.

Antes de decidir si hacer la mudanza tú mismo o contratar una empresa, es necesario que tengas en cuenta algunas cosas, como, por ejemplo, si tienes una cantidad de objetos grande que te quieres llevar a la nueva vivienda, el estado en el que quieres que lleguen esos objetos, cómo está de lejos la vivienda desde la que quieres llevar tus posesiones de tu nueva vivienda, si los objetos que vas a trasladar son delicados y requieren por lo tanto un cuidado y un trato especial. También debes tener en cuenta si cuentas con los medios para llevarte todos tus enseres, y si tienes opción de empacarlos y embalarlos adecuadamente para que no sufran durante el traslado.

Existen muchísimos beneficios en contratar a una empresa de transporte y mudanzas en Barcelona, como, por ejemplo, el saber que haciendo tu mudanza con profesionales que tienen una amplia experiencia en el sector todo va a salir perfectamente y que todos tus objetos van a llegar en perfectas condiciones. Además, una empresa de transporte y de mudanzas te puede aconsejar sobre cuál es la mejor forma de trasladar tus enseres y tus muebles y objetos, ayudarte a organizarte, y, tal vez, si pagas un poco más, es posible que no tengas que hacerlo tú, ahorrándote todo ese tiempo.

Una ventaja de que sea la empresa la que empaque y embale todo es que, por lo general, las cajas van etiquetadas adecuadamente y se guarda en el camión siguiendo un protocolo concreto, normalmente, por lugar al que se destina o por lo frágil que es un objeto.

No necesitarás disponer de tu coche ni del de nadie para hacer la mudanza, con lo que te ahorrarás la molestia derivada de meter en tu coche objetos que, por no ir adecuadamente guardados se puedan romper, o que puedan dañar tu automóvil al meterlos en él. En un camión de mudanzas todos tus objetos van perfectamente protegidos y adecuadamente transportados.

Por otro lado, no puedes meter en tu coche una lavadora o un frigorífico por motivos obvios, por mucho que quieras, no entran. Expertos en mudanzas saben bien cómo moverlos y transportarlos, incluso pueden ellos mismos desmontar los muebles y montarlos de nuevo en su destino.

Una empresa de transportes te proporciona la garantía que tú buscas y tu mudanza merece.

¿Cómo elegir la empresa de transportes?

A la hora de la verdad, la buena elección de la empresa con la que vas a hacer tu mudanza y el transporte de tus muebles es fundamental para que todo vaya como debe. En muchos casos, la búsqueda de empresas de mudanzas y de transporte se realiza en base a criterios equivocados, como el precio. Se busca a la empresa que proporcione el servicio con un precio más bajo, y ese criterio no siempre es el más adecuado.

Resulta imprescindible que la empresa de mudanzas que hayamos elegido cuente con plataforma elevadora, servicios de guardamuebles, seguro, etc.

Es cierto que el precio es un factor a tener en cuenta, pero también lo son otros, como pueden ser el presupuesto que te proporcione la empresa. Este dependerá del peso que tenga la carga que vas a transportar, la cantidad de objetos que te lleves en la mudanza o lo frágil que sea lo que quieres llevarte. Antes de firmar con una empresa pide un presupuesto que sea claro y bien definido.

También debes tener en cuenta que, según el tipo de objetos que vayas a transportar, es posible que la empresa necesite estar en posesión de unas licencias concretas para poder hacerlo. Por ese motivo, antes de firmar, debes ir a la empresa y preguntar si están autorizados mediante las licencias correspondientes a realizar dichos traslados.

Igualmente, a la hora de contar con una empresa, es necesario saber si tu necesidad es nacional o internacional, y contratar a la empresa que se adapte a lo que necesitas ofreciéndote las mejores garantías para ello. En lo referente a las garantías, debes investigar y preguntar por ellas, tanto en garantías de realización del servicio a tiempo como en posibles reclamaciones derivadas de una mala praxis.

Es posible que necesites un transporte en un tiempo express, y la empresa de transportes con la que trabajes debe ser capaz de ajustarse a tu urgencia. Asegúrate de que estas garantías se plasman en un documento de contrato, para que puedas estar protegido.

Es importante confiar el transporte de tus objetos y/o tu mudanza a profesionales con una amplia experiencia en el sector, y que sean capaces de trabajar de forma muy eficiente y con rapidez.

Contáctanos

¿Tienes dudas o preguntas sobre nuestros servicios? No dudes en contactarnos.

Si quieres solicitar un presupuesto, rellena este formulario (información sin compromiso).


aviso legal.